¿Por qué agua de apio es buena para los gases del bebé?

  • por

Los gases en el bebé son un problema común, y muchas madres se preguntan cómo pueden aliviar el malestar de su hijo. Un remedio casero que puede funcionar es agua de apio. Esta solución natural se ha utilizado durante muchos años para tratar los gases en los bebés, y se ha demostrado que es efectiva. Si está buscando una manera de ayudar a su bebé a sentirse mejor, el agua de apio puede ser una buena opción.

-Elimina los gases del bebé.

-Reduce la hinchazón.

-Evita la cólica.

-Mejora el tránsito intestinal.

¿Qué hace el agua de apio en los bebés?

El agua de apio es una bebida muy popular entre las madres que amamantan. Se cree que el agua de apio ayuda a mejorar la leche materna, ya que contiene muchas vitaminas y minerales. También se cree que el agua de apio puede ayudar a reducir la congestión nasal y los cólicos en los bebés.

¿Qué hace el agua de apio?

¿Qué hace el agua de apio?

  • El agua de apio es una bebida de origen vegetal que se hace a partir del apio, una raíz comestible. Tiene un sabor fresco y ligero, y es muy popular entre aquellos que buscan una alternativa saludable a las bebidas carbonatadas y azucaradas.
  • El agua de apio es rica en nutrientes, vitaminas y minerales, y contiene menos de una caloría por cada taza que se consume. Es baja en sodio y azúcar, y es una buena fuente de fibra dietética.
  • El agua de apio también es conocida por sus propiedades medicinales, y se ha utilizado tradicionalmente para tratar afecciones como la flatulencia, el insomnio y la pérdida de apetito.
      ¿Qué hacer si tu bebé está congestionado y no puede dormir?
  • El agua de apio se puede encontrar en la mayoría de los supermercados y tiendas de comestibles, y también se puede hacer en casa con facilidad.

    Para hacer agua de apio en casa, solo necesitas una raíz de apio fresca, un poco de agua y una licuadora. Corta una raíz de apio en trozos pequeños, agrégala al agua y bate hasta que esté completamente disuelta. Bebe inmediatamente o guarda la mezcla en un envase hermético en el refrigerador para un sabor aún más fresco.

    ¿Qué es bueno tomar para los gases del bebé?

    ¿Qué es bueno tomar para los gases del bebé?

  • Puedes probar a darle un masaje suave en el estómago con una loción para bebés.
  • Otro remedio casero es mezclar media cucharadita de bicarbonato de sodio en un vaso de agua tibia y dárselo al bebé para que lo beba.
  • También puedes comprar unas gotas especiales para bebés que se venden en la farmacia y que se llaman «Gotas digestivas».
  • Si el bebé tiene muchos gases, puedes probar a darle un baño de espuma con unas gotas de aceite de almendras dulces.
  • Por último, asegúrate de que el bebé no está ingeriendo mucho aire mientras come, y si toma leche materna, asegúrate de que tú no estás comiendo nada que pueda causar gases.
  • Para más información, visita este enlace.

    ¿Que no debo comer para que mi bebé no tenga gases?

    Los gases en los bebés son muy comunes y, aunque pueden ser molestos, por lo general no son causa de preocupación. A veces, los gases pueden indicar que el bebé está haciendo cambios en su dieta o que tiene una intolerancia a ciertos alimentos. Si el bebé tiene gases o cólicos, hay algunas cosas que puedes hacer para aliviar el dolor.

      ¡Aprende a preparar una deliciosa crema de zanahoria para tu bebé de 6 meses!

    Los gases en los bebés son causados por el aire que entra en el estómago durante la succión y la deglución. También pueden ser causados por la lactosa o la fructosa en la leche materna o la fórmula. La lactosa y la fructosa son azúcares que no pueden ser digeridos por el bebé. Esto hace que los azúcares se fermenten en el estómago, lo que produce gas.

    Hay algunos alimentos que pueden aumentar la cantidad de gases en el bebé. Estos incluyen:

    -Leche materna o fórmula que contenga lactosa o fructosa
    -Cereales para bebés que contengan gluten
    -Almidón, como el maíz, la patata o el arroz
    -Legumbres, como los garbanzos o las lentejas
    -Verduras crucíferas, como el brócoli, el repollo o la col rizada

    Si el bebé está teniendo cólicos o gases, puedes tratar de cambiar la forma en que se alimenta. Prueba con un biberón con un chupete de silicona que tenga un orificio más grande. También puedes tratar de amamantar al bebé en una posición más elevada para que no tenga que deglutir tanto aire.

    Otras cosas que puedes hacer para aliviar los gases del bebé incluyen:

    -Poner un pañal de gasa en el ombligo para que el aire pueda escapar.
    -Mantener al bebé en movimiento, como en una silla de balancín o un cochecito.
    -Poner una bolsa de agua caliente en el abdomen del bebé.
    -Llevar al bebé a dar un paseo en coche o en bicicleta.

    >

    ¿Por qué agua de apio es buena para los gases del bebé?

    El agua de apio es buena para los gases del bebé porque es un diurético natural que ayuda a eliminar el exceso de líquidos del cuerpo. También es rica en nutrientes y minerales, lo que la hace ideal para el desarrollo y la salud del bebé.
    El agua de apio es buena para los gases del bebé porque es un remedio natural para la gripe y el resfriado.

      ¡Los mejores artículos para bebés!